domingo, 26 de mayo de 2013

Hoy he decidido cambiar.

Me decidí a dejar de pensar tanto las cosas y disfrutar del momento, disfrutar ese instante al que tanto me costó llegar. Me propuse sonreír con más frecuencia, y suplantar lagrimas de tristeza por las de alegría. Decidí hacerme cargo de lo que soy, nadie me conoce mejor que yo y solo yo decido sobre mi. Decidí alejarme de todo lo que me hace mal, elegí rodearme de personas a las que quiero, a las que cuido y nunca voy a dejar ir. Decidí hacerle frente a la vida, porque ya no le tengo miedo y ya no quiero esconderme. Quiero vivir. Y vivir solo cuesta vida.



No hay comentarios:

Publicar un comentario